BUSCADOR
March 19, 2016

 

Insertar logotipo aquí

 

HOME QUIENES SOMOS PREGUNTAS FRECUENTES AFILIADOS CONTACTO

 

   

 

QUIENES SOMOS

La Federación Mexicana de Sobredotación Intelectual (FEMESI), surge como una respuesta a la escasez de conocimiento científico y estandarización de la atención de la sobrecapacidad intelectual en México. Busca promover y difundir la importancia del diagnóstico y atención de sobredotados basados en investigaciones científicas.

La FEMESI surge para estandarizar un nivel tanto en diagnóstico y atención de niños sobredotados, y también para ayudar a los padres de familia a identificar a las instituciones y profesionistas del área de Sobredotación Intelectual confiables, que tengan casos reales y comprobables de éxito, los cuales garanticen que los servicios que brindan si tengan un alto nivel de profesionalismo.

Muchas veces estos niños talentosos son mal diagnosticados y al confundirlos se les llega a considerar como niños con Síndrome de Déficit de Atención (TDAH) o malos estudiantes, que son segregados y corren el riesgo de un mal manejo ocasionando una baja autoestima, tan sólo por ser diferentes a la media.

Estadísticamente se calcula que el 3% de la población infantil tiene sobrecapacidad, lo que equivaldría a cerca de un millón de niños en México. Pero, ¿dónde están? Seguramente extraviados en el camino educativo y se seguirán perdiendo, si no son identificados y atendidos. Por ello es importante detectarlos a tiempo. Una limitante para identificarlos adecuadamente ha sido la falta de un organismo que estandarice un nivel de excelencia en el área de la Sobrecapacidad Intelectual.

Según estudios científicos, del Grupo Alianza Mexicana por la Sobredotación, más del 95% de los niños sobredotados no son identificados y atendidos adecuadamente, debido a la presencia de malos diagnósticos producidos en gran medida por la escasez de conocimiento científico en el campo de la Sobrecapacidad Intelectual, y por la poca profesionalidad en el diagnóstico y atención de sobredotados que numerosas instituciones y profesionales de dudosa confiabilidad, han venido realizando.

La FEMESI parte de la convicción de que un niño con sobrecapacidad tiene el derecho a ser diagnosticado y atendido por parte de profesionistas e instituciones especializadas en el campo de la Inteligencia Superior. De lo contrario sus capacidades extraordinarias pueden desperdiciarse y perderse por el uso de "tratamientos" y "terapias" sin fundamentos científicos que en lugar de producir un beneficio terminan ocasionando un perjuicio.


En numerosas profesiones y campos de estudio se exige un cierto nivel de profesionalismo. Para construir una casa, se requiere que un arquitecto la diseñe en base a los conocimientos científicos que se tienen en su campo de estudio. En el caso de la medicina, se le solicita al médico que atiende al paciente que tenga un cierto nivel de preparación académica y práctica, además que se realicen todos los diagnósticos y procedimientos con un sustento científico. ¿Y en el campo de la sobredotación intelectual?

Al igual que en la Medicina, un diagnóstico y un tratamiento equivocado pueden alterar irreversiblemente la vida de un paciente, ya sea produciendo algún trastorno, o empeorando una enfermedad.
En la Sobredotación Intelectual también el diagnóstico y la atención que se brindan pueden tener efectos catastróficos en la vida de un niño sobredotado si estos son realizados de forma equivocada.

La adecuada atención de un niño sobredotado es un esfuerzo que debe comenzar a realizarse en cada hogar. Los padres deben identificar si sus hijos tienen mayor capacidad de aprendizaje, porque si no se adaptan al modelo educativo actual, si no pueden quedarse quietos y se aburren en clase, posiblemente se trate de niños con sobrecapacidad intelectual. Y posteriormente deben acudir a una institución especializada en la atención de sobredotados, cuyos métodos estén basados en investigaciones científicas, y haya tenido casos de éxito con sobredotados.

Para facilitar este proceso, la FEMESI creó una serie de características que los padres pueden identificar para distinguir a un centro de sobredotados confiable.

En la FEMESI, por medio de sus asociados, se conjuntan experiencias reales, documentadas, comprobables, sobre el trato con niños sobredotados y los profesionistas de diferentes áreas, dispuestos a brindar una óptima y oportuna atención, ya que las investigaciones han demostrado que en la preparación de niños con sobrecapacidad “El diagnóstico confiable es el primer paso para provechar el potencial intelectual”.

Con la misión de:
“Estandarizar un nivel de Diagnóstico y Atención de Excelencia de la sobrecapacidad intelectual en México”